miércoles, 4 de mayo de 2011

Traums II



Se pinchó el dedo con nuestras miradas al subir al autobús en el que esperábamos las ruedas de recambio para ir a ningún sitio; los engranajes viejos se escondían en la ausencia de neumáticos. 
Nada más empezar la hemorragia de sal turbia, se le rompió el sistema nervioso sin hacer el más máximo ruido, aunque todos notamos el crujir de una rama seca en el diafragma; justo donde se traduce lo que en nosotros era risa festiva y en ella llanto sin aspartamo.
Aquello se reducía a una cuestión de despedidas. Nosotros creíamos que de fin de curso. Para ella de ciclos. No es lo mismo terminar el colegio que acabar con lo hecho a destiempo. Por eso nos la bebimos mientras ella se dejaba desparecer, para que la disolución fuera pública y constatable. Con la ropa hicimos un espantaholas que sentamos en el puesto del conductor. Pero ahora todos sabemos a leche de coco helado.

25 comentarios:

Ojosnegros dijo...

Me he sentido como una espectadora de una violación emocional.
Me ha impactado mucho esta entrada de hoy.
Besos.

Los pretendientes de Ligeia dijo...

Muy bueno. Saludos

Gaearon dijo...

¿Con canela?

Besos

Maritza dijo...

Un texto muy bueno! en un estilo diferente...
Polos opuestos:celebraciones y lágrimas.

CICLOS.

"No es lo mismo terminar el colegio que acabar con lo hecho a destiempo"...
Mucho que decir, sin duda. Y el centro del texto de hoy.

Me gustó mucho.Intenso y bien calibrado para hacernos sentir la historia.

Abrazos múltiples.
Besos miles.

Curiyú dijo...

Si saben así, han de estar requetedeliciosos. Me permiten una probadita?

TORO SALVAJE dijo...

Una menos.
Que vamos a hacer...

Besos.

leamsi dijo...

¿cúantas y cúantos se quedaron por el camino?
despedídas, algunas suaves otras abruptas.
Solo unos pocos llegaron a su predefinido destino...

besos

emiliano dijo...

!!

Doctora Anchoa dijo...

Pues menos mal que estás a rebujito, que yo te veo con la mente tan clara como de costumbre.

Tracy dijo...

¡Vaya...!

Pluma Roja dijo...

¡¡¡GENIAL!!!

BESOS.

Hasta pronto.

Carolum Art dijo...

Conforme la lectura, van apareciendo las imágenes, claras nítidas, cada vez mas dolorosas ... duras. Preciosa la manera de contarlo por eso. traums!!

Noe Palma dijo...

Niña bonita!!

una historia? me pregunto si siempre cerramos los ciclos... no me respondas (no me conviene).

abrazos, siempre!

**kadannek** dijo...

Me sumo a lo que dice Ojosnegros y Carolum. Es como presenciar, casi impávidos, un (auto?)-atentado interior a la vista de todos, pero sin salvación, sin una mera intromisión que procure socorro o al menos aliviane el proceso. Me hace recordar a los chicos y chicas víctimas de bullying, en donde el colegio y todo lo que ello represente (como aulas, el patio, el recreo, los trabajos en grupo, la salida o llegada del colegio) es una prisión tormentosa. Eso me da a entender su texto, y lamento mucho si mi interpretación se fue muy lejos de lo que intentó expresar usted, pero "el término de ciclos" para ella me dice mucho, es como que para ella es más que un simple paseo de fin de curso, es el fin de sus tormentos.
Me llegó, me traspasó. Gran trabajo.

Belén dijo...

Yo también tengo cierta fobia a las despedidas, la verdad... y eso si trae problemas, sobre todo si no lo quieres hacer...

Besicos

Javier dijo...

Tus relatos, en ocasiones, son sueños que hay que analizar, profundamente, y queda uno exhausto.


Saludos.

guille dijo...

Uno de mis poetas imprescindibles, el ruso, escribía que miraba impaciente como cambiaban la rueda del aurobus que le conducia entre dos ciudades.

Miraba impaciente, pero no tenia ganas de llegar a la ciudad a la que iba ni ganas de regresar a la que había dejado.

Corremos para ir a ninguna parte, como esos turistas que se bajan corriendo del autobus al llegar al aeropuerto para acudir, raudis, a la cola para el chek-in.

Cuando tenemos suerte, quienes han estado y se van nos dejan sabor.

anuar bolaños dijo...

Pronto llegarán Anfitrión 2 y 1.

Vivo con Hades a tiempo parcial dijo...

Pincharse el dedo con miradas. Tema 3 de la oposición a Bella Durmiente.

Jo Grass dijo...

Qué terrible despedida! Por lo menos espero que estuviera fresquita!!!

taio dijo...

muy bueno

JuanRa Diablo dijo...

...nos la bebimos mientras ella se dejaba desparecer...

...ahora todos sabemos a leche de coco helado.

Me ha subido la fiebre.

Laura Caro dijo...

Un adiós de lo más original.
Besazos, Elena.

Mae Wom dijo...

Después del alivio por el desahogo el sentimiento es de fiesta total. Muy hábil la descripción de las dos partes que intervienen. :)

El Poeta Maldito dijo...

Las imágenes tienden a disfrazar un poco las situaciones o experiencias, particularmente, aunque sos un poco generosa con los de este lado y algo nos avecinás: "Aquello se reducía a una cuestión de despedidas..." quizás un alivio ante tanta desorientación.
A lo mejor no compacto todo el sentido y las sensaciones esenciales pero me gusta el texto, me parece que termina siendo muy equilibrado.